El mercado español del automóvil ha cerrado 2012 con una caída de las matriculaciones del 13,4%, con 699.589 unidades registradas, el peor dato desde 1989, el primer año en el que se dispone de estadística, a pesar del repunte de operaciones debido al Plan PIVE.

Según los datos hechos públicos por las asociaciones de fabricantes (Anfac), concesionarios (Faconauto) y vendedores (Ganvam), a este resultado se llega tras un mes de diciembre que ha cerrado con una caída del 23%, atenuada, por un lado, por el PIVE y, por otro, agravada por contar este mes con tres días hábiles menos que en diciembre de 2011.

El mercado ha cerrado el mes de diciembre con 51.197 unidades matriculadas, un número que se ha mejorado con las operaciones del Plan de Incentivos al Vehículo Eficiente, con más de 65.000 desde la entrada en vigor del Plan, el pasado mes de octubre, la mayoría de ellas realizadas durante el mes de diciembre. Según los datos de las patronales, por canales, las ventas a particulares en diciembre han descendido un 17,3%, con 29.503 matriculaciones, cantidad que genera un resultado acumulado de 337.948 unidades para el año 2012, un 12,9% menos que en 2011.

El canal de empresas ha caído un 37,6% en el mes de diciembre, con un volumen de 16.080 unidades, para llegar a un resultado final de 224.980 unidades en 2012 y un descenso del 19,4%. El canal de los alquiladores (rent a car) ha registrado un incremento importante en el mes, con 5.614 matriculaciones y un crecimiento del 11,6 %, por lo que en 2012 las compras de este canal caen un 3,2% y totalizan 136.661 unidades.

Diciembre ha cerrado con Peugeot como marca líder (4.485 unidades), aunque es Volkswagen la que lidera el mercado español de turismos al cierre del año, con 62.490 unidades matriculadas. En modelos, el Mégane, de Renault es el que marca el liderazgo en diciembre, con 2.124 unidades, un modelo que también se sitúa líder en 2012, con 30.146 matriculaciones.

En el reparto por carburante, el año comenzaba con una cuota del diésel del 70,8%, para cerrarlo con un 68,9%, siendo el 29,6% para la gasolina y el 1,4% para los vehículos eléctricos e híbridos.

Las patronales del sector consideran que gracias al Plan PIVE, el mercado de automóviles de turismo y vehículos todoterreno en España ha conseguido paliar un año complicado. En diciembre, aseguran, los efectos del Plan PIVE se han ido notando día a día, con más de 1.500 reservas diarias, de forma que si se extrapolan los tres días más que tiene el mes de diciembre y se hace una comparativa día a día, el mercado en diciembre, en el segmento de particulares, sólo habría descendido un 2,7%. El sector coincide en que el Plan PIVE está alcanzando el éxito que se esperaba, ya que se están agotando los fondos reservados para la adquisición de un vehículo con características más acordes con el medio ambiente y la seguridad vial. Registra ya más de 65.000 operaciones, con más del 80 % de los fondos previstos.

El Plan PIVE permitirá que España se sitúe como uno de los mercados más eficientes y tecnológicamente avanzados de Europa, por lo que la continuidad de este tipo de medidas no sólo sería beneficiosa para el medio ambiente, sino para la actividad económica, argumentan las patronales.

Fuente: diariodecadiz.es

Comparte nuestro contenido en las redes socialesShare on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin