Los precios medios de los carburantes en España han subido por tercera semana consecutiva. De esta forma, el gasóleo se vende de media a 1,348 euros (frente a los 1,329 de la semana anterior) y la gasolina se ha situado en 1,437 euros, dos céntimos más cara que siete días antes, según los datos del Boletín Petrolero de la UE.

Conforme a los precios de esta última semana en España, llenar un depósito medio de gasolina de 50 litros supone un desembolso para el usuario de 71,85 euros (70,6 la semana pasada) y de diesel de 67,4 euros (66,4 euros la semana pasada).

La comparativa de los precios de esta semana respecto a otros periodos temporales constata que desde principio de año la gasolina sube un 2,64%, en tanto que el diesel cae un 1,10%.

Los carburantes siguen costando en España menos que en la media de la UE y de la zona euro. Los precios medios de la gasolina y del diesel se han situado en la UE en 1,573 y 1,427 euros, respectivamente, y en la eurozona en 1,612 la primera y en 1,415 el segundo.

Soria: en “muchos supuestos” se producen pactos de precios

Este miércoles, la Comisión Nacional de Competencia (CNC) anunció que ha llevado a cabo inspecciones en varias compañías petroleras y en una asociación sectorial ante la sospecha de una posible coordinación en materia de precios y condiciones comerciales en la distribución de combustible de automoción en estaciones de servicio.

Este jueves, el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha apuntado que en “muchos supuestos” se producen pactos de precios entre las petroleras, y se ha referido al ‘efecto lunes’.

“Eso es lo que le hace pensar al Gobierno y a los órganos reguladores, a la Comisión Nacional de la Competencia, que en muchos supuestos hay ese tipo de acuerdos (pactos de precios), porque al fin y al cabo, el 85% del mercado de carburantes está dominado por cuatro grandes operadores y entonces se produce el ‘efecto lunes’, porque los precios se comunican a Bruselas y el día que se comunican bajan los precios y a los días siguientes suben”, ha dicho Soria en declaraciones a la cadena COPE recogidas por Europa Press.

El ministro ha aseverado que para evitar este efecto el Gobierno ha introducido cambios en la Ley General de Hidrocarburos, ha señalado a que parte del problema son los márgenes empresariales de las petroleras. “En España, antes de la fiscalidad, el precio del combustible está por debajo, pero una vez que se le añade la fiscalidad, está por encima, lo que quiere decir que la diferencia está en el margen”, ha asegurado.

Fuente: rtve.es

Comparte nuestro contenido en las redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn