El Citroën C3 VTi 95 GLP, la nueva versión del compacto de la marca, se mueve con bi-carburante GLP. Este combustible permite una reducción de las emisiones y los niveles de ruido, además de la desaparición de compuestos como el azufre y el plomo.

El C3 VTi 95 GLP está disponible en el acabado Seduction y su tecnología permite reducir las emisiones de CO2, situándolas en 127 gr/Km, frente a los 136 gr/Km que ofrece el mismo motor con combustible gasolina. Además, el precio del litro de este carburante es entre un 40-50% más económico que el de la gasolina.

El motor del Citroën C3 VTi 95 GLP arranca en modo gasolina y bascula automáticamente al modo GLP, ofreciendo esta información en el ordenador de a bordo. En caso de que se produzca una falta de GLP, el sistema cambia al modo gasolina.

El GLP es un carburante que se obtiene mediante la mezcla de hidrocarburos, especialmente propano y butano que han de comprimirse hasta transformarse en estado líquido.

Fuente: madridpress.com

Comparte nuestro contenido en las redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn