¿Sabías que superdeportivos y vehículos de lujo siguen manteniendo el tipo pese a la crisis? ¿Y que una de las pocas marcas que ha crecido este año ha sido Dacia con su propuesta de automóviles asequibles y “low cost”? ¿Te imaginabas que se matricularían tantos Chevrolet Camaro como Chevrolet Volt y Opel Ampera juntos? ¿Y que el Mazda MX-5 aumentaría sus ventas y el Toyota GT 86 entraría en el mercado por todo lo alto?

El automóvil más vendido en España sigue siendo turismo compacto o utilitario

Si tuviéramos que realizar la radiografía del automóvil típico y más vendido en España, este sería un utilitario o un compacto diésel. Más de la mitad de las ventas en 2012 se correspondían con turismos del segmento B y C, sin contar por supuesto a los utilitarios más pequeños y asequibles, que siguen aumentando su cuota, ni monovolúmenes ni SUV. De nuevo el modelo más vendido fue el Renault Mégane, seguido de Citroën C4 y Seat Ibiza.

De hecho este Top 5 de matriculaciones en 2012 en el que también se incluyen Volkswagen Golf y Nissan Qashqai no ha cambiado en absoluto respecto al año pasado.

  • Renault Megane: 30.146
  • Citroën C4: 27.790
  • Seat Ibiza 23.913
  • Nissan Qashqai: 22.279
  • Volkswagen Golf: 18.301
  • Volkswagen Polo: 17.273
  • Opel Corsa: 16.892
  • Seat León: 16.431
  • Citroën C3: 15.079
  • Opel Astra: 14.748

Volkswagen vence y convence gracias al Polo y el Golf

El fabricante más vendido en España este año ha sido Volkswagen, aunque los méritos habría que otorgárselos a sus modelos Volkswagen Polo y Volkswagen Golf, que por si mismos ya copan más de la mitad de sus ventas en nuestro país.

  • Volkswagen: 62.490
  • Peugeot: 55.644
  • Seat: 54.856
  • Renault: 52.561
  • Citroën: 52.450
  • Ford: 51.058
  • Opel: 49.586
  • Audi: 36.112
  • Toyota: 35.936
  • Nissan: 35.588

Dacia demuestra que España apuesta por el automóvil “low-cost”

Si indagamos aún más en las matriculaciones de 2012 nos encontraremos con que en la evolución respecto al año anterior, la mayoría de las marcas han sufrido un descenso en las ventas que en muchos casos supera al propio retroceso del sector, cuyas ventas sufrieron una caída del 13,4%.

Lo sorprendente, es que de entre todas algunas se salvan de la quema e incluso crecen notablemente. Dacia por ejemplo incrementó sus ventas en un 15,1% y por primera vez ha visto como el Dacia Sandero se convertía en uno de los modelos más populares en diciembre, superando incluso a su propio hermano el Renault Clio que recordemos ha sido renovado recientemente. La oportunidad del Plan PIVE y la búsqueda de alternativas económicas que en ciertos casos puedan ser incluso equiparables a coches de ocasión, ha hecho que el cliente español apueste más que nunca por los vehículos más asequibles del mercado.

Un último dato: el Dacia Duster (5.654 matriculaciones) vendió más del doble de unidades que su hermano el Renault Koleos (2.204).

Deportivos y automóviles pasionales

Si queremos analizar las ventas de modelos más deportivos y atractivos, independientemente de su precio, y de esos que bien podríamos calificar de “coche capricho”, sorprende ver que el Mazda MX-5 consigue un pequeño repunte en sus ventas con 145 unidades matriculadas. El Toyota GT 86 llegó a tiempo para vender 109 unidades, que no está nada mal.

El Chevrolet Camaro, ya instalado en los concesionarios españoles, matriculó 45 unidades, un resultado muy positivo para los norteamericanos. No queremos ser crueles, pero esa cifra es exactamente la misma que la suma de los Chevrolet Volt y Opel Ampera matriculados este año.

Por su parte Porsche ha sufrido la caída de las ventas del Porsche Cayenne y Panamera por la crisis, pero la renovación de sus modelos Porsche 911 y Porsche Boxster les permite mantener el tipo. Jaguar (830) por su parte es otra de las pocas marcas que crecen y lo hace animada por la ligera renovación de su modelo más popular, con diferencia, el Jaguar XF. Casi 9 de cada 10 Jaguar matriculados, son un XF. Bentley (22) también mantiene el tipo gracias al Continental GT.

Superdeportivos y lujo en tiempos de crisis

Si hablamos de superdeportivos y modelos de gran exclusividad, también hay sorpresas. Este año se matricularon el doble de Lamborghini (7) que el año pasado, aunque Ferrari (50) sigue estando a la cabeza de este ranking y manteniendo, pese a la crisis, un volumen de ventas cuanto menos sorprendente. Por otro lado Aston Martin (22) también mantiene el tipo y no gracias a sus grandes turismos sino al Aston Martin Cygnet del que se matricularon diez unidades en 2012 y se ha convertido, con diferencia, en el Aston más vendido en nuestro país.

McLaren (6) por su parte sigue haciéndose un hueco en España y si en 2011 tan sólo matriculó dos unidades de su nuevo deportivo el McLaren MP4-12C, este año ya han sido seis las ventas superando incluso a las cuatro del Lamborghini Gallardo. Maserati (19) sufrió un importante descenso en las ventas que debería apaciguarse el próximo año con la llegada de nuevos productos como el Maserati Quattroporte. Lotus sólo matriculó 2 unidades.

Fuente: diariomotor.com