El PIVE 2 está funcionado de manera muy destacada en Andalucía, al acaparar hasta la semana pasada un total de 17.596 operaciones, un 17% del total nacional, según datos del Instituto para la Diversificación y el Ahorro Energético (IDAE), dados a conocer hoy en el transcurso del III Foro de Automoción de Andalucía, organizado por la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (FACONAUTO) y por la Federación de Concesionarios de Andalucía (FECOAN) y por la Federación del Metal (FEDEME).

Por provincias, la de Sevilla encabeza las ventas acogidas al Plan de incentivos gubernamental, con casi el 25% del total andaluz. Le sigue Granada, con el 17,4%, Málaga, con el 17,2%, Cádiz (13,8%), Almería, con el 8,3% de las operaciones, Córdoba (7,8%), Huelva (5,5%) y Jaén, con el 5%.

“Estos datos demuestran que el PIVE está perfectamente engrasado en Andalucía, lo que está permitiendo que muchos concesionarios, que hace unos meses estaban en serio peligro, estén hoy siendo capaces de mantener su actividad. Los puntos de venta están apostando por este plan de incentivos, no sólo adelantando al cliente el dinero de las ayudas, sino también haciendo el mayor esfuerzo promocional de las historia, que supera los 4.000 euros de media”, ha dicho el vicepresidente de Faconauto, Gerardo Pérez.

El vicepresidente de la patronal destacó asimismo el peso que tiene la automoción en Andalucía, donde da empleo directo a unas 10.000 personas y factura cerca de 2.000 millones de euros anuales.

A la espera de que crezca el mercado

Durante la jornada, en la que se dieron cita más de cien concesionarios y empresas del sector, la consultora MSI adelantó cómo será el comportamiento del mercado andaluz de la automoción en los próximos meses. Así, según sus previsiones, las ventas de coches cerrarán 2013 con 71.000 unidades, un 2,5% menos que el ejercicio anterior. Habrá que esperar a 2014 para ver un ligero repunte de las matriculaciones cuando, según las mismas previsiones, se registrarán unas 74.000, casi un 4% más.

El informe de MSI concluye que el mercado andaluz está claramente dominado por el vehículo de segunda mano, ya que se espera que cuando finalice este año se hayan vendido casi cuatro coches usados por cada nuevo, una ratio que doble la media nacional. Esto quiere decir que las operaciones del mercado de ocasión rondarán las 265.000, un 7% más que en 2012. En 2014, coincidiendo con un mejor comportamiento de las ventas de coches nuevos, se quedarán en las 263.00.

Finalmente, los concesionarios se mostraron preocupados por la evolución de la edad media del parque automovilístico andaluz, que rebasa los diez años de media, situación que se agrava por el hecho de que en los últimos cuatro ejercicios su renovación se ha frenado.

En este sentido, el presidente de la patronal andaluza Fecoan, Eduardo Pérez, apuntó que “es necesario seguir apostando por medidas como el PIVE, que ha demostrado su eficacia para sustituir coches que deberían estar achatarrados, y que sin embargo sigue circulando por nuestras carreteras, por otros más eficientes y mejor preparados desde el punto de vista medioambiental y de la seguridad vial”.

Fuente: faconauto.com

 

Comparte nuestro contenido en las redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn