¿Se podrá circular con un diesel por Madrid o París?

Categories: Sin categoría - Tags: contaminación, diésel, emisiones, Madrid, París

contaminacion-madrid-aire-cambio-climatico-autogas-glp-gasmocion

Los episodios de alta contaminación en Madrid o Barcelona, que es la ciudad más atascada de España y la 62ª del mundo, según el Tom Tom Traffic Index 2016, unido a la mayor demonización del diésel por el caso Volkswagen, ha hecho que ciudades como París o la propia capital de España vayan a restringir el acceso al centro de ambas ciudades a los vehículos que se propulsen por medio de gasóleo.

Esto ha sembrado de dudas a aquellos que se iban o van a comprar un nuevo vehículo diésel este año. La mayoría se pregunta si con su nuevo coche diésel podrá circular por Madrid o París.

Primero de todo hay que decir que más que un problema sólo del diésel, lo es del tráfico de las grandes urbes. El Ayuntamiento madrileño prevé en el nuevo Plan de Calidad del Aire para 2017-2020 una restricción del acceso de los vehículos al centro de la capital. Así, acaba de entrar en vigor la prohibición de circular en el barrio de Ópera a los no residentes salvo las excepciones de emergencias y abastecimiento. Los siguientes barrios con restricciones serán Malasaña y Chueca.

Reducción del tráfico

En segundo lugar, se restringirá el acceso a las grandes urbes a los vehículos más contaminantes; es decir, los más viejos. Según los datos que maneja el Ayuntamiento, el 70% de los vehículos que circula por la capital se mueve con gasóleo y la edad media es de casi 6 años. Hay que tener en cuenta además lo vetusto del parque de vehículos comerciales (furgonetas) que supera en España los 12 años.

Los vehículos diésel son los que más NOx (óxidos nitrosos), un gas nocivo para la salud, expulsan a la atmósfera; un caso acuciante en los vehículos más viejos. De ahí que se plantee la restricción de los diesel anteriores a la normativa Euro IV de emisiones que entró en vigor en 2005 para los turismos y en 2006 para los comerciales ligeros.

Un coche diésel de hace 11 años emite 500 microgramos por kilómetro de NOx; una cantidad muy superior a los 80 microgramos que emite un diésel vendido este año que cumple la normativa europea de emisiones Euro VI.

Así que usted sí podrá circular con su vehículo diésel nuevo por las grandes urbes y tendrá las mismas restricciones que los vehículos impulsados a gasolina. Ahora bien, su vehículo diésel sufrirá penalizaciones tales como que el parquímetro le resultará más caro.

Además, el Ayuntamiento de Madrid ya no favorece que los taxistas renueven su viejo coche por otro diésel. Ahora prima el GLP (el gas licuado de petróleo). Es más barato, ya que cuesta la mitad que un litro de gasolina, cumple la normativa de emisiones actual en materia de NOx pero sí emite CO2. No obstante, un coche impulsado por GLP emite un 25% menos de CO2 que su equivalente de gasolina.

Hacia las cero emisiones

El más favorecido será el coche eléctrico que es el ideal para realizar tramos urbanos y que hoy no tiene ninguna restricción en materia de emisiones (no emite CO2 ni NOx al circular) para transitar por las ciudades.

Ni tampoco las tendrá, como así lo dicen los diferentes planes de París o Madrid, los híbridos enchufables, capaces de circular hasta 50 kilómetros en modo completamente eléctrico. El problema de estos últimos, hoy por hoy, es que resultan 10.000 euros más caros que su equivalente en gasolina. Esto en un vehículo pequeño como el Seat Ibiza hace inviable su implantación, ya que el cliente no paga dicha diferencia.

De todas formas, la restricción del tráfico en Madrid, la apuesta por el uso de la bici pública y las ayudas al coche eléctrico (no pagan el servicio de estacionamiento regulado) contrastan con el uso masivo del GLP en sectores de gran movilidad en las ciudades como es el taxi o con una flota de autobuses urbanos de la empresa pública (EMT) que no es cero emisiones.

Fuente: expansion.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *